CICLISMO EN CASA

Ahora que la mayoría de nosotros estamos en casa debido a la pandemia por el covid-19, hay formas para poder seguir disfrutando del ciclismo como deporte aun sin salir de casa. 🙂

 

En este caso, te voy a describir 2 formas de hacerlo.

 

1. Ciclismo indoor

En un post anterior, te he contado sobre mi experiencia con el ciclismo indoor, que es normalmente el que se practica en los gimnasios… pero ahora no tenemos gimnasios abiertos, jeje.

Este es el ciclismo que se practica en una bicicleta estacionaria. La ventaja de usar esta bicicleta es que tiene todos los elementos para poder simular una salida a la calle. Cuenta con una potencia, que es una especie de manija con la que puedes adherirle peso para dificultar el pedaleo y simular una subida empinada, por ejemplo. Esa misma manija se usa como sistema de freno cuando ya quieres acabar el entrenamiento (no vayas a simular un skid, por favor, tus rodillas sufrirán).

Hay bicicletas estacionarias de todas las marcas, algunas más caras que otras… pero si se trata de hacer deporte, no es necesario que compren lo mejor de lo mejor. Basta con que tenga todos los implementos y características mínimas para poder hacer un entrenamiento cómodo.

¿Cuáles son esas especificaciones básicas? Lo más importante, a mi parecer, es que se puedas acomodar todos los elementos, para tener una bicicleta a tu medida. Es decir, que puedas ajustar asiento y timón para tu altura.

 

2. Ciclismo con rodillo

Los que ya tienen una bicicleta en casa, pero aún no se animan a salir, pueden adquirir un rodillo para convertir su propia bicicleta en una bicicleta estacionaria.

Yo nunca he usado un rodillo, así que sólo puedo contarte lo que he visto y lo que me han contado. Hay como dos tipos de rodillos, por explicarlo de una manera simple: uno puedes usarlo como soporte tipo triángulo en la llanta trasera (hay quienes reemplazan la llanta por este tipo de armado en sí); el otro es, en efecto, un rodillo en el que tienes que mantener tu equilibrio, se ve difícil de maniobrar, pero, como todo, es cuestión de práctica.

Si alguien ha usado rodillo alguna vez, me gustaría leer sus experiencias.

 

Estas dos formas son válidas para seguir practicando ciclismo si aún no quieres salir de casa.

Y si quieres salir de casa con la bici, procura hacerlo sólo, evita las salidas en grupo, usa mascarilla y mantén tu distancia por si te encuentras gente en el camino. 😉

¿Te gustó lo que leíste?

Suscríbete a la lista de correo para recibir más novedades y seguir en contacto. Además te enviaré un regalo. 🙂

Invalid email address

Deja un comentario