Bicicleta y coronavirus: la propuesta del gobierno

Tuvo que venir una pandemia para que el uso de la bicicleta como medio de transporte se haga realidad… o, en todo caso, que aceleren los procesos que vienen prometiendo hace no sé cuánto.

Actualmente el mundo enfrenta una pandemia por el nuevo covid-19 y una de las mejores medidas para hacerle frente es el distanciamiento social (o físico, mejor dicho). Y ya en este post indicamos que la bicicleta cumple con esa medida de prevención.

 

La propuesta del gobierno

Como no podemos simplemente usar la bicicleta de buenas a primeras, es necesario un apoyo “desde arriba”, desde el gobierno para que esto sea masivo, principalmente por dos motivos:

  1. No tenemos infraestructura ciclista, no hay ciclovías y mucha gente no se anima a usar la bici si no se siente seguro.
  2. No todas las personas tienen una bicicleta, y hay que decirlo, suelen ser caras.

 

Ante estas dificultades, el gobierno ha planteado:

  1. Dar mantenimiento a las ciclovías que ya existen e interconectarlas entre sí ampliando la redes en todos los distritos, tanto Lima como provincias.
  2. Subsidiar la adquisición de una bicicleta para los ciudadanos que se sumen a esta propuesta.

 

Esto es un gran avance; sin embargo, es importante tomar en cuenta la famosa interconectividad de movilidad. Es decir, no todas las personas pueden llegar a sus destinos (casa-trabajo-casa) en bicicleta, porque hay quienes trabajan pasando muchos distritos y tienen una distancia superior a los 10 km (lo máximo recomendable para usar la bici como transporte sin problemas), por ello también se debe tener en cuenta la implementación de estacionamientos de bicicleta adecuados para que uno pueda llegar hasta una estación de transporte público y hacer el trasbordo respectivo (esto obviamente en los casos en que la persona labore a más de 10 km). Menos o igual de los 10 km, la persona puede llegar a su destino sin la necesidad de tomar un transporte masivo, respetando su distancia y cuidándose de posibles contagios. 🙂

Como dicen, la bicicleta es el instrumento que mejor se ha adaptado a las crisis y ésta no es la excepción.

¿Te gustó lo que leíste?

Suscríbete a la lista de correo para recibir más novedades y seguir en contacto. Además te enviaré un regalo. 🙂

Invalid email address

Deja un comentario